Vivir es un tránsito, un camino en donde todos somos nómadas. Que la travesía merezca la pena, depende de ti.

14 de diciembre de 2014

Y van tres veces doce

Hoy se cumple el tercer año de edad de este Cuaderno de un Nómada. Aunque haciendo balance de estos dos últimos meses del año veo que últimamente he estado un poco perdido, con muy pocas sesiones fotográficas y, por consiguiente, también un número muy reducido de entradas en el blog, tengo que reconocer que globalmente no ha sido un mal año desde el punto de vista fotográfico. A los escasos viajes realizados a lo largo de este 2014 que ya tímidamente comienza a despedirse, tanto a Pirineos, como Doñana, Daimiel, Río Tinto, Monfragüe, Picos de Europa, etc., debo añadir, por el contrario, numerosas jornadas fotográficas en las que nuestra fauna ha sido la gran protagonista. Algunas de esas escapadas han sido más o menos exitosas, lo que me ha permitido regresar a casa con alguna lección aprendida, además de algún puñado de imágenes para el recuerdo; el resto de las sesiones fueron, como os podéis suponer, infructuosas, evidentemente, pero hay que decir para no faltar a la verdad que de ellas he aprendido probablemente mucho más que de las primeras, por lo que no me arrepiento de nada. Por lo demás, es innecesario comentar que de todas ellas he disfrutado de un modo u otro. Ya os lo suponíais, ¿verdad?

Para celebrar de alguna manera los primeros doce meses de vida de este diario virtual os dejé en su momento doce fotos de grandes montañas. En la segunda oportunidad os mostré otra docena de imágenes que resumían otros tantos momentos vividos a lo largo del 2013. Y por seguir con la tradición, en esta ocasión entresacaré doce fotografías que ya os mostré en su momento de algunos de los compañeros de travesía fotografiados a lo largo de este año que expira. Son solo una pequeña selección de especies, hubo algunas más.

Viéndolas ahora, pienso que no fue un mal año, aunque ... podía haber sido mejor ¿no? Pero bueno, no importa, eso lo dejaremos para el 2015 que ya llama a la puerta.

Gracias a todos por estar ahí detrás.
 











5 comentarios:

  1. Felicidades.. Excelente colección de imágenes.. El Pechiazul es precioso. Felices fiestas..

    ResponderEliminar
  2. Gracias a ti por estas fotos preciosas y que te siga viendo mucho más. Besos.

    ResponderEliminar
  3. Gracias a las dos por pasar por el blog, por comentar y por ser tan indulgentes conmigo.

    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Con compañeros así de guapos da gusto cumplir años!!! Felicidades y a seguir cumpliendo años a esgalla!!! un abrazo!!! ;)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me encanta cumplir años, a ver si me hago mayor. Un abrazo.

      Eliminar